El cartel de Sinaloa recibió armas de El Salvador.

0
366

Con información de Porttada | La empresa CENTRUM, propiedad Gustavo López Davidson, sustrajo armas de la FAES para beneficiar a pandilleros que transitaban por México.

Las investigaciones que realiza la Fiscalía General de la República (FGR) en contra de la empresa CENTRUM, propiedad del expresidente de ARENA Gustavo López Davidson, habría determinado que el armamento sustraído de la Fuerza Armada de El Salvador (FAES) terminó en manos del cártel de Sinaloa, dirigido en su momento por Joaquín “El Chapo” Guzmán.

CENTRUM pudo haber sustraído ilícitamente 14,000 armas y municiones de guerra de forma ilegal a partir de una permuta avalada por los generales ex ministros de Defensa, José Atilio Benítez y David Munguía Payés.

Fuentes de la FGR aseguran que el cartel de Sinaloa recibía las armas y a cambio generaron un pacto de “no agresión” para permitir la circulación de pandilleros hacia México, lugar en donde se ocultaban los cabecillas de las pandillas más buscados por los Estados Unidos.

Entre las armas saqueadas por López Davidson se cuentan: fusiles de guerra G3, municiones de grueso calibre de uso privativo de la FAES y algunas ametralladoras también de uso exclusivo del ejército. En total, Davidson se robó un armamento valorado en más de $2 millones.

La misma FGR determinó que durante la conocida “tregua” en la administración del expresidente Mauricio Funes del FMLN (actualmente prófugo de la justicia por diversos delitos y fraudes al Estado salvadoreño), los pandilleros fueron adiestrados en el uso de armamento militar haciendo uso de los polígonos de tiro, propiedad exclusiva de la Fuerza Armada.

Gustavo López se encuentra a la espera que la FGR haga los cargos oficialmente en el juzgado.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here